martes, 31 de enero de 2012

XIV

Estoy llegando a la espera de tu carne... 
tu noche caerá sobre mi ladera.... 
lo se, porque tiendo a adivinarlo, 
en cada nota del tiempo.



No hay comentarios:

Publicar un comentario

Para que demorar las horas

Para que mirar hacia el pasado como a un reloj sin cambio de hora para que cambiar las horas del reloj y proteger la tristeza que encima pr...